Cada día son más las visas de venezolanos revocadas por EEUU

El número de venezolanos con visas de EEUU revocadas por la embajada ha aumentado drásticamente en los últimos cuatro meses, según abogados de inmigración y organizaciones venezoalanas.

Mientras las peticiones de asilo aumenta en norteamerica, también aumentan el número de visas de revocadas en la embajada ubicada en Caracas, reseñó NBC.

Así es el caso de Milexy Méndez, una periodista que contó al medio como lloró todos los días por una semana luego de que le revocaran el mes pasado las visas a toda su familia, obligándola a cancelar un viaje a Miami para visitar a sus familiaes. Méndez, de 31 años, y su esposo, Rafael Carballo, han viajado a Estados Unidos en el pasado sin incidentes, pero en el mes de abril fueron a la embajada de EEUU con su abuela de 87 años para que pudiera ser entrevistada como parte de su solicitud de visa, “al final de la cita, la visa de su abuela fue denegada y la suya revocada”,reseña el medio.

A Milexy no le dieron razones de la decisión y ese mismo día recibió un mail del Departamento de Estado de los EEUU informando sobre la decisión y recordando que tiene cinco días para discutir su caso con un funcionario consular.

Llegó a la cita con una carpeta llena de documentos que prueba que tiene empleo, casa, carros y negocios de su esposo en el país, pero al final su visa de turista y la de su hijo de 18 meses fueron revocadas. “Es alarmante, es triste y es humillante”, comentó.

Nunca he visto esta cantidad de visas canceladas, sin motivo aparente

Según organizaciones, mientras muchas familias buscan una visa para algún integrante, no solo niegan la visa, sino que revocan la que el resto de los allegados ya poseen. “Esto está causando alarma entre los venezolanos porque sus visas son válidas, solo están solicitando a otros parientes”, dijo el presidente de Vepexx, José Colina, quien ha escuchado de 40 casos similares desde enero.

“Nunca he visto esta cantidad de visas canceladas, sin motivo aparente, para venezolanos u otros ciudadanos”, dijo Nada Sater, una abogada de inmigración de Miami.

Un funcionario del Departamento de Estado señaló al medio que las embajadas de los Estados Unidos tienen amplia autoridad para revocar visas en cualquier momento si se determina que un titular de la visa puede ser inadmisible a los Estados Unidos o no ser elegible para una visa.

Mientras, el número de venezolanos que buscan asilo se ha disparado: durante el año fiscal 2017, 27,629 venezolanos solicitaron asilo, mucho más que ciudadanos de cualquier otro país.

“Creo que está sucediendo porque quieren detener la entrada de venezolanos en el país”,dijo Sater.

El número de visas de no inmigrante emitidas a los venezolanos ha disminuido drásticamente, de 239,772 en 2105 a 47,942 el año pasado, según las estadísticas del Departamento de Estado. Sin embargo, hubo un período comprendido entre mayo de 2016 y enero de este año en el que la embajada no pudo programar nuevas citas para las solicitudes de visas para no inmigrantes debido a la escasez de personal.

Los venezolanos han expresado su frustración en la página de Instagram de la Embajada de los EEUU en Venezuela. Algunos se han quejado que sus visas fueron revocadas sin ninguna razón, mientras que otros suplican al senador de los Estados Unidos, Marco Rubio, que intervenga en nombre de sus familias. Las revocaciones y negaciones también tienen un alto precio, ya cada solicitud de visa cuesta 160 dólares.

Gabriela, quien no usa su nombre real en el artículo, también contó su historia. En marzo llenó un formulario en línea renovar las visas de turismo de sus hijos. Pensaban pasar un par de semanas en Miami visitando a su familia este verano. Recientemente se le revocó la visa a una amiga suya, por lo que Gabriela, de 32 años, dijo que usó sus contactos para hacer que dos funcionarios electos de los EEUU enviaran cartas de apoyo a la embajada, pero, para su asombro, el día de la entrevista negaron las renovaciones de sus hijos y su visa de turismo de 10 años fue revocada. A pesar de tener documentos que prueban que posee negocios y propiedades en Venezuela, además de un abuelo de 98 años a su cargo, explicó que no tenía intenciones de quedarse en EEUU. “Todo lo que pidió ver fue mi pasaporte”, dijo Gabriela. “Me hizo cinco preguntas, se fue y regresó diciendo que mi visa había sido revocada. Él nunca me dio una razón”, relató.

“No tenía planes de quedarme en Miami. Ahora mis hijos no pueden conocer a su familia “, dijo. “Me siento frustrada y engañada”.

Seguir leyendo en el medio que originalmente publicó la noticia

Deja un comentario